Poemas y canciones

Caminante, no hay camino
(Antonio Machado)
Caminante son tus huellas
El camino nada más;
caminante no hay camino
se hace camino al andar.

Al andar se hace camino

y al volver la vista atrás
se ve la senda que nunca
se ha de volver a pisar.

Caminante, no hay camino

sino estelas sobre el mar.

¿Para que llamar caminos

A los surcos del azar...?
Todo el que camina anda,
Como Jesús sobre el mar.

Yo amo a Jesús que nos dijo:

Cielo y tierra pasarán
Cuando cielo y tierra pasen
mi palabra quedará.

¿Cuál fue Jesús tu palabra?

¿Amor?, ¿perdón?, ¿caridad?
Todas tus palabras fueron
una palabra: Velad.

Como no sabéis la hora

En que os han de despertar,
Os despertarán dormidos
si no veláis; despertad.


Canción del adiós
(Tradicional escocesa)

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós
digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.

En marcha hacia la luz del sol iremos todos hoy
se clavará en el cielo el eco de nuestro último adiós.

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós

digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.

No es más que un hasta luego, no es más que un breve adiós

muy pronto junto al fuego nos reuniremos.

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós

digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.

¿Por qué tenemos que partir, llorar por el ayer

si en nuestro corazón habrá por siempre amistad?

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós

digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.

¿Por qué perder las esperanzas de volverse a ver?

¿Por qué perder las esperanzas, si hay tanto querer?

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós

digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.

Porque el Señor siempre nos ve y nos va a bendecir

muy pronto aquí de nuevo nos ha de reunir.

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós
digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.

Con nuestras manos enlazadas muy junto al calor

formemos esta noche un círculo de amor.

Llegó la hora de decir adiós, decir adiós

digamos al partir nuestra canción, nuestra canción.



Himno a la alegría
(Letra de Amado Regueiro Rodríguez)
(Basado en el último movimiento de la novena sinfonía de Beethoven)
(Arreglos de Oswaldo Ferrero Gutiérrez)
(Cantado por Ana Belén, Miguel Ríos, Joan Manuel Serrat y Víctor Manuel)

Escucha hermano
la canción de la alegría
el canto alegre
del que espera un nuevo día.

Ven canta sueña cantando
vive soñando un nuevo sol
en que los hombres
volverán a ser hermanos.

Si en tu camino
solo existe la tristeza
y el canto amargo
de la soledad completa.

Ven canta...

Si es que no encuentras
la alegría en esta tierra
buscala hermano más allá
de las estrellas.

Ven canta...

Ven canta...


En paz, Artifex vitae artifex sui

(Amado Nervo)
Muy cerca de mi ocaso, yo te bendigo, vida,
porque nunca me diste ni esperanza fallida,
ni trabajos injustos, ni pena inmerecida;

Porque veo al final de mi rudo camino
que yo fui el arquitecto de mi propio destino;
que si extraje las mieles o la hiel de las cosas,
fue porque en ellas puse hiel o mieles sabrosas:
cuando planté rosales coseché siempre rosas.

...Cierto, a mis lozanías va a seguir el invierno:
¡mas tú no me dijiste que mayo fuese eterno!

Hallé sin duda largas las noches de mis penas;
mas no me prometiste tan sólo noches buenas;
y en cambio tuve algunas santamente serenas...

Amé, fui amado, el sol acarició mi faz.
¡Vida, nada me debes! ¡Vida, estamos en paz!


Buscando la estrella
Unos nacen estrellados,
otros quieren ser estrella;
todos:
buscamos nuestra brújula.
Mientras mires al cielo exterior,
el mar de estrellas te encandila
mejor mira tu mar interior
y encontrarás la estrella
con sentido orientador.


Poema canción
(Juan Guzmán Cruchaga)

Alma, no me digas nada,
que para tu voz dormida
ya está mi puerta cerrada.
Una lámpara encendida
esperó toda la vida tu llegada.

Hoy...
la hallarás extinguida.
Los fríos de la otoñada
penetraron por la herida
de la ventana entornada.
Mi lámpara estremecida
dio una inmensa llamarada.

Hoy...
la hallarás extinguida.
Alma...no me digas nada
que para tu voz dormida
ya está mi puerta cerrada.


De todos modos
(Poema en las paredes de Sishu Bhavan, del hogar infantil de Calcuta)

Las personas son irracionales,
ilógicas y egocéntricas,
ámalas de todos modos.
Si haces el bien,
la gente te acusará de egoísmo, motivos interiores
has el bien de todos modos.
Si tienes éxito,
tendrás falsos amigos y verdaderos enemigos,
ten éxito de todos modos.
El bien que hagas será olvidado mañana,
haz el bien de todos modos.
La sinceridad y la franqueza
te hacen vulnerable,
se sincero y franco de todos modos.
Lo que pasas años construyendo,
puede ser destruido en una noche,
construye de todos modos.
La gente puede necesitar ayuda,
pero puede atacarte si los ayudas,
Ayuda a la gente de todos modos.
Dale al mundo lo mejor que tengas
y te darán una patada en los dientes,
dale al mundo lo mejor que tengas
de todos modos.


Divagando, sin embargo tengo dudas
¿Por qué existo?.
Porque tengo conciencia de que estoy aquí y ahora, cavilando…
¿De donde vengo?.
De un punto en expansión.
¿Qué es ese punto?.
Es el amor.
¿Por qué y para qué me crearon o criaron?.
Por amor y para amar.
¿Qué es amar?.
Es dar la vida, es compartir el bien en comunión.
¿Para qué dar?.
Para recibir.
¿Para qué existo?.
Para buscar la verdad o la belleza.
¿Qué es la verdad?.
Para unos no existe o no es posible,
pero la verdad es que existe y es el amor.
Para otros la verdad es Dios, porque creen que Dios es amor.
Pero por otro lado existe la verdad mía, la verdad tuya, y la verdad verdadera.
¿Qué es la belleza?.
Para unos es la imagen impactante, deslumbrante, maravillosa, embobante, segadora, pasajera...racional...material...
Para otros es la imagen emocionante, continua, infinita, eterna...emocional...espiritual.
¿Ante la duda por qué opto?: ¿la verdad o la belleza?.
Por la belleza, quizás.
Debo optar por la verdad.
A pesar de que tengo dudas, tengo algunas certezas:
Se que existo porque estoy conciente aquí y ahora, y porque esencialmente estoy dudando y pensando.
Tengo que morirme.
Vale mas ser que tener.
Vale mas construir que destruir.
Vale mas ser honesto que mentir.
Vale mas la paz interior y exterior que la inseguridad y la guerra.
Vale mas ser y vivir feliz cada instante que cada instante vivir esperando la felicidad.
Vale mucho mas amarse y amar que subestimarse y ser egoísta.
En fin, vivir verdaderamente es vivir en la ley del amor.
¿Para dónde voy?.
Unos van donde van todos.
Otros van donde va ninguno.
Voy donde creo...al punto de origen...el amor...
¿Pero cuál es mi verdad?.
La verdad es que estoy soñando.
Sueño en un mundo mejor, mas humano.
donde nadie falte, ni nada falte.
Sin embargo...espero no estar soñando...porque la vida es bella, a pesar de mis dudas.
Pasa el tiempo...me amo...te amo...
Estoy aquí...viviendo...amándome...amándote...esta es mi verdad, mi decisión, mis creencias.
¿Cuál es la tuya?.
¿Cuál es la verdad verdadera?.
Cavilando...soñando...contínuamente continúo buscando…
divagando, sin embargo tengo dudas.


Al fondo de un perfume
(Oscar Castro)

Al fondo de un perfume tú vivías.
La noche abría sus azules puertas
para que yo volara en tu recuerdo
con el delirio de una abeja ciega.

Al fondo de un perfume tú vivías.
Yo cerraba los ojos para verte,
y de mi alma surgías, temblorosa
como la gota de agua entre las redes.

¡Cómo te alcé sobre mi vida inútil!
En mis cumbres de amor, amanecías.
Irisada de luz, en una lágrima
al fondo de un perfume tú vivías.

Alta luna, celeste compañera,
en mi valle de amor, agua y caricia,
cuando mi corazón pliegue sus alas
y se llenen mis ojos de ceniza,
yo he de volverme flor para decirte:
“Al fondo de un perfume tú vivías”


Mutación de la rosa
(Boris Beratto)

A la armiñada rosa,
alba nevada,
la hirió artera espina
por la mañana.

Justamente a las doce
ya le manaba
del corazón abierto
sangre del alma.

Se iba el sol en la tarde
en retirada,
roja y mustia la rosa
se desangraba.

Rosa blanca…
espina, espada.
Rosa roja…
Desangrada.


Nada
(Carlos Pezoa Véliz)

Era un pobre diablo que siempre venía
cerca de un gran pueblo donde yo vivía;
joven, rubio y flaco, sucio y mal vestido,
siempre cabizbajo... Tal vez un perdido!
Un día de invierno lo encontraron muerto,
dentro de un arroyo próximo a mi huerto,
varios cazadores que con sus lebreles
catando marchaban... Entre sus papeles
no encontraron nada... Los jueces de turno
hicieron preguntas al guardián nocturno:
éste no sabía nada del extinto;
ni el vecino Pérez, ni el vecino Pinto.
Una chica dijo que sería un loco
o algún vagabundo que comía poco,
y un chusco que oía las conversaciones
se tentó de risa... Vaya, unos simplones!
Una paletada le echó el panteonero;
luego lió un cigarro, se caló el sombrero
y emprendió la vuelta...! Tras la paletada,
nadie dijo nada, nadie dijo nada!....


Amor eterno
(Gustavo Adolfo Bécquer)

Podrá nublarse el sol eternamente;
podrá secarse en un instante el mar;
podrá romperse el eje de la tierra como un débil cristal.
¡Todo sucederá!.
Podrá la muerte cubrirme con su fúnebre crespón;
pero jamás en mí podrá apagarse la llama de tu amor.


Amor
(Pablo Neruda)

Mujer, yo hubiera sido tu hijo, por beberte
la leche de los senos como de un manantial,
por mirarte y sentirte a mi lado, y tenerte
en la risa de oro y la voz de cristal.

Por sentirte en mis venas como Dios en los ríos
y adorarte en los tristes huesos de polvo y cal,
porque tu ser pasara sin pena al lado mío
y saliera en la estrofa —limpio de todo mal—.

Cómo sabría amarte, mujer cómo sabría
amarte, amarte como nadie supo jamás!
Morir y todavía
amarte más.
Y todavía
amarte más
y más.


Tarde en el hospital
(Carlos Pezoa Véliz)

Sobre el campo el agua mustia
cae fina, grácil, leve;
con el agua cae angustia:
llueve…

Y pues solo en amplia pieza
yazgo en cama, yazgo enfermo,
para espantar la tristeza,
duermo.

Pero el agua ha lloriqueado
junto a mí, cansada, leve.
Despierto sobresaltado:
llueve…

Entonces muerto de angustia
ante el panorama inmenso,
mientras cae agua mustia,
pienso.


El querer
(Manuel Machado)

En tu boca roja y fresca
beso, y mi sed no se apaga,
que en cada beso quisiera
beber entera tu alma.

Me he enamorado de ti
y es enfermedad tan mala,
que ni la muerte la cura,
¡bien lo saben los que aman!

Loco me pongo si escucho
el ruido de tu charla,
y el contacto de tu mano
me da la vida y me mata.

Yo quisiera ser el aire
que toda entera te abraza,
yo quisiera ser la sangre
que corre por tus entrañas.

Son las líneas de tu cuerpo
el modelo de mis ansias,
el camino de mis besos
y el imán de mis miradas.

Siento al ceñir tu cintura
una duda que me mata
que quisiera en un abrazo
todo tu cuerpo y tu alma.

Estoy enfermo de ti,
de curar no hay esperanza,
que en la sed de este amor loco
tu eres mi sed y mi agua.

Maldita sea la hora
en que contemplé tu cara,
en que vi tus ojos negros
y besé tus labios grana.

Maldita sea la sed
y maldita sea el agua,
maldito sea el veneno
que envenena y que no mata.

En tu boca roja y fresca
beso, y mi sed no se apaga,
que en cada beso quisiera
beber entera tu alma.


Para una joven amiga que intentó quitarse la vida
(Claudio Bertoni)

Me gustaría ser un nido si fueras un pajarito
me gustaría ser una bufanda si fueras un cuello y tuvieras frío
si fueras música yo sería un oído
si fueras agua yo sería un vaso
si fueras luz yo sería un ojo
si fueras pie yo sería un calcetín
si fueras el mar yo sería una playa
y si fueras todavía el mar yo sería un pez
y nadaría por ti
y si fueras el mar yo sería sal
y si yo fuera sal
tú serías una lechuga
una palta o al menos un huevo frito
y si tú fueras un huevo frito
yo sería un pedazo de pan
y si yo fuera un pedazo de pan
tú serías mantequilla o mermelada
y si tú fueras mermelada
yo sería el durazno de la mermelada
y si yo fuera un durazno
tú serías un árbol
y si tú fueras un árbol
yo sería tu savia y correría
por tus brazos como sangre
y si yo fuera sangre
viviría en tu corazón.


El Golem
(Jorge Luis Borges)

Si (como afirma el griego en el Cratilo)
el nombre es arquetipo de la cosa
en las letras de 'rosa' está la rosa
y todo el Nilo en la palabra 'Nilo'.

Y, hecho de consonantes y vocales,
habrá un terrible Nombre, que la esencia
cifre de Dios y que la Omnipotencia
guarde en letras y sílabas cabales.

Adán y las estrellas lo supieron
en el Jardín. La herrumbre del pecado
(dicen los cabalistas) lo ha borrado
y las generaciones lo perdieron.

Los artificios y el candor del hombre
no tienen fin. Sabemos que hubo un día
en que el pueblo de Dios buscaba el Nombre
en las vigilias de la judería.

No a la manera de otras que una vaga
sombra insinúan en la vaga historia,
aún está verde y viva la memoria
de Judá León, que era rabino en Praga.

Sediento de saber lo que Dios sabe,
Judá León se dió a permutaciones
de letras y a complejas variaciones
y al fin pronunció el Nombre que es la Clave,

la Puerta, el Eco, el Huésped y el Palacio,
sobre un muñeco que con torpes manos
labró, para enseñarle los arcanos
de las Letras, del Tiempo y del Espacio.

El simulacro alzó los soñolientos
párpados y vio formas y colores
que no entendió, perdidos en rumores
y ensayó temerosos movimientos.

Gradualmente se vio (como nosotros)
aprisionado en esta red sonora
de Antes, Después, Ayer, Mientras, Ahora,
Derecha, Izquierda, Yo, Tú, Aquellos, Otros.

(El cabalista que ofició de numen
a la vasta criatura apodó Golem;
estas verdades las refiere Scholem
en un docto lugar de su volumen.)

El rabí le explicaba el universo
"esto es mi pie; esto el tuyo, esto la soga."
y logró, al cabo de años, que el perverso
barriera bien o mal la sinagoga.

Tal vez hubo un error en la grafía
o en la articulación del Sacro Nombre;
a pesar de tan alta hechicería,
no aprendió a hablar el aprendiz de hombre.

Sus ojos, menos de hombre que de perro
y harto menos de perro que de cosa,
seguían al rabí por la dudosa
penumbra de las piezas del encierro.

Algo anormal y tosco hubo en el Golem,
ya que a su paso el gato del rabino
se escondía. (Ese gato no está en Scholem
pero, a través del tiempo, lo adivino.)

Elevando a su Dios manos filiales,
las devociones de su Dios copiaba
o, estúpido y sonriente, se ahuecaba
en cóncavas zalemas orientales.

El rabí lo miraba con ternura
y con algún horror. '¿Cómo' (se dijo)
'pude engendrar este penoso hijo
y la inacción dejé, que es la cordura?'

'¿Por qué di en agregar a la infinita
serie un símbolo más? ¿Por qué a la vana
madeja que en lo eterno se devana,
di otra causa, otro efecto y otra cuita?'

En la hora de angustia y de luz vaga,
en su Golem los ojos detenía.
¿Quién nos dirá las cosas que sentía
Dios, al mirar a su rabino en Praga?


Enmimismado
(Boris Beratto)

Enmimismado vivo,
nunca despierto,
como a medias
dormido;
abstraído en retornos
hacia un ayer perdido,
enmimismado vivo,
buscándole sentido
a todo pensamiento
a toda idea o sentimiento.
Perdido se me ha el tiempo
y en mi raíz no encuentro
ni corazón ni espíritu
a veces, caminando sin ver
ni oír a mis amigos,
soy un ente perdido
en dimensión extraña,
sin espacio ni tiempo
tal vez, por todo lo ya dicho,
enmimismado vivo.


El viento en la isla
(Pablo Neruda)

El viento es un caballo:
óyelo cómo corre
por el mar, por el cielo.

Quiere llevarme: escucha
cómo recorre el mundo
para llevarme lejos.

Escóndeme en tus brazos
por esta noche sola,
mientras la lluvia rompe
contra el mar y la tierra
su boca innumerable.

Escucha como el viento
me llama galopando
para llevarme lejos.

Con tu frente en mi frente,
con tu boca en mi boca,
atados nuestros cuerpos
al amor que nos quema,
deja que el viento pase
sin que pueda llevarme.

Deja que el viento corra
coronado de espuma,
que me llame y me busque
galopando en la sombra,
mientras yo, sumergido
bajo tus grandes ojos,
por esta noche sola
descansaré, amor mío.


Todas ibamos a ser reinas
(Gabriela Mistral)

Todas íbamos a ser reinas,
de cuatro reinos sobre el mar:
Rosalía con Efigenia y
Lucila con Soledad.

En el valle de Elqui, ceñido
de cien montañas o de más,
que como ofrendas o tributos
arden en rojo y azafrán.

Lo decíamos embriagadas,
y lo tuvimos por verdad,
que seríamos todas reinas
y llegaríamos al mar.

Con las trenzas de los siete
años,
y batas claras de percal,
persiguiendo tordos huidos
en la sombra del higueral.

De los cuatro reinos,
decíamos, indudables como el
Korán,
que por grandes y por cabales
alcanzarían hasta el mar.

Cuatro esposos desposarían,
por el tiempo de desposar,
y eran reyes y cantadores
como David, rey de Judá.


Poema 20
(Pablo Neruda)

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.

Escribir, por ejemplo: "La noche está estrellada,
y tiritan, azules, los astros, a los lejos"

El viento de la noche gira en el cielo y canta.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Yo la quise, y a veces ella también me quiso.

En las noches como esta la tuve entre mis brazos.
La besé tantas veces bajo el cielo infinito.

Ella me quiso, a veces yo también la quería.
Cómo no haber amado sus grandes ojos fijos.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Pensar que no la tengo. Sentir que la he perdido.

Oír la noche inmensa, más inmensa sin ella.
Y el verso cae al alma como al pasto el rocío.

Que importa que mi amor no pudiera guardarla.
La noche está estrellada y ella no está conmigo.

Eso es todo. A lo lejos alguien canta. A lo lejos.
Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Como para acercarla mi mirada la busca.
Mi corazón la busca y ella no está conmigo.

La misma noche que hace blanquear los mismos árboles,
Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos.

Ya no la quiero, es cierto, pero cuanto la quise.
Mi voz buscaba el viento para tocar su oído.

De otro. Será de otro. Como antes de mis besos.
Su voz, su cuerpo claro. Sus ojos infinitos.

Ya no la quiero, es cierto, pero tal vez la quiero.
Es tan corto el amor y tan largo el olvido.

Porque en noches como ésta la tuve entre mis brazos,
mi alma no se contenta con haberla perdido.

Aunque éste sea el último dolor que ella me causa,
y éstos sean los últimos versos que yo le escribo.


Ella que pasa
(Mario Benedetti)

Paso que pasa
rostro que pasabas
qué más quieres
te miro
después me olvidaré
después y sólo
solo y después
seguro que me olvido.

Paso que pasas
rostro que pasabas
qué más quieres
te quiero
te quiero sólo dos
o tres minutos
para quererte más
no tengo tiempo.

Paso que pasas
rostro que pasabas
que más quieres
ay no
ay no me tientes
que si nos tentamos
no nos podremos olvidar
adiós.


Algún día (en Will you be my friend?)
(Jame Kavanaugh)

Algún día yo me iré
Y seré libre
Y dejaré tras de mi a los estériles
A su segura esterilidad
Me iré sin decir dónde voy
Y caminaré a través de un campo baldio para allí dejar el mundo
Y alejarme luego despreocupado
Como un Atlas sin empleo.


Los niños aprenden lo que viven
(Dorothy Law Nolte)

Si un niño vive criticado, aprende a condenar.
Si un niño vive con hostilidad, aprende a pelear.
Si un niño vive con miedo, aprende a ser aprehensivo.
Si un niño vive con lástima, aprende a tener pena por sí mismo.
Si un niño vive en la ridiculez, aprende a ser tímido.
Si un niño vive con celos, aprende a tener envidia.
Si un niño vive avergonzado, aprende a sentirse culpable.
Pero...
Si un niño vive con estímulo, aprende a tener confianza.
Si un niño vive con tolerancia, aprende a ser paciente.
Si un niño vive con alabanzas, aprende a valorar las cosas.
Si un niño vive con aprobación, aprende a quererse a sí mismo.
Si un niño vive con reconocimiento, aprende a trazarse metas.
Si un niño vive compartiendo, aprende a ser generoso.
Si un niño vive con seguridad, aprende a tener fe en sí mismo.
Si un niño vive con serenidad, tendrá paz en su alma.
Si un niño vive con equidad, aprende a ser justo.
Si vive en un ambiente de aceptación y amistad, aprende que el mundo es un lugar muy agradable para vivir.


La vida del payaso
(Nicolás Maturana)

De un paro al corazón anoche murió un payaso
lo mas chistoso del caso
es que mientras su cuerpo estaba inerte
la gente aplaudía
y a la ves insistía
que repitiera su muerte…
Es el payaso en esta vida,
quien Dios destino ha sufrir,
pues tiene que hacer reír,
aunque tenga su alma herida,
aunque en su sonrisa fingida
tenga penas que ocultar,
si el payaso pudiese hablar
y contar sus amarguras
tal vez las almas mas duras
sabrían con el llorar.
Al ver mi cara pintada
todos ríen con placer,
sin llegar a comprender
que mi vida es desgraciada.
Si lanzo una carcajada
todos creen que es de alegría,
y no comprenden suerte impía
que entre mas riendo estoy
es un paso mas que doy,
en pos de mi tumba fría.
Cuantos como el alma mía
cansados de llorar
irán al circo a buscar
en el payaso su alegría
no me pidáis que me ría
que de mi risa me espanto,
me he reído tanto
que ya mi risa es dolor,
que este mundo traidor
me enseño a reír con llanto.
Por fin publico ilustrado,
que habéis prestado atención
a esta humilde composición
que de seguro habrá enfadado
por decirla sin sentido o sin ningún cuidado.
Solo un aplauso les pido
y quedare satisfecho
llevándolo acá en mi pecho
como un payaso chileno y agradecido.


Rie
(Japening con Ja)

Lo más importante
En la vida es
Sonrierle al mundo
Con optimismo y fe
Si tienes problemas
O penas de amor
Levanta tu frente
Y ríe que es mejor.

Ríe cuando todos estén tristes
Ríe solamente por reir
Sólo así podrás ser siempre feliz
En risas tu vida debes convertir
Ríe y contagia tu alegría
Ríe con más fuerzas cada vez
Si un mal paso das
Que te haga sufrir
Debes ignorarlo
Y vuelve a sonreír.


Gracias a la vida
(Violeta Parra)

Gracias a la vida que me ha dado tanto.
Me dio dos luceros que, cuando los abro,
perfecto distingo lo negro del blanco,
y en el alto cielo su fondo estrellado
y en las multitudes el hombre que yo amo.

Gracias a la vida que me ha dado tanto.
Me ha dado el oído que, en todo su ancho,
graba noche y día grillos y canarios;
martillos, turbinas, ladridos, chubascos,
y la voz tan tierna de mi bien amado.

Gracias a la vida que me ha dado tanto.
Me ha dado el sonido y el abecedario,
con él las palabras que pienso y declaro:
madre, amigo, hermano, y luz alumbrando
la ruta del alma del que estoy amando.

Gracias a la vida que me ha dado tanto.
Me ha dado la marcha de mis pies cansados;
con ellos anduve ciudades y charcos,
playas y desiertos, montañas y llanos,
y la casa tuya, tu calle y tu patio.

Gracias a la vida que me ha dado tanto.
Me dio el corazón que agita su marco
cuando miro el fruto del cerebro humano;
cuando miro el bueno tan lejos del malo,
cuando miro el fondo de tus ojos claros.

Gracias a la vida que me ha dado tanto.
Me ha dado la risa y me ha dado el llanto.
Así yo distingo dicha de quebranto,
los dos materiales que forman mi canto,
y el canto de ustedes que es el mismo canto
y el canto de todos, que es mi propio canto.

Gracias a la vida que me ha dado tanto.


Todo cambia
(Violeta Parra)

Cambia lo superficial
cambia también lo profundo,
cambia el modo de pensar
cambia todo en este mundo.

Cambia el clima con los años
cambia el pastor su rebaño,
y asi como todo cambia
que yo cambie no es extraño.

Cambia el mas fino brillante
de mano en mano su brillo,
cambia el nido el pajarillo
cambia el sentir un amante.

Cambia el rumbo el caminante
aunque eso le cause daño,
y así como todo cambia
que yo cambie no es extraño.

Coro :Cambia, todo cambia
cambia, todo cambia
Cambia, todo cambia
cambia, todo cambia.

Cambia el sol en su carrera
cuando la noche subsiste,
cambia la planta y se viste
de verde la primavera.

Cambia el pelaje la fiera
cambia el cabello el anciano,
y así como todo cambia
que yo cambie no es extraño.

Pero no cambia mi amor
por más lejos que me encuentre,
ni el recuerdo, ni el dolor
de mi pueblo y de mi gente.

Y lo que cambió ayer
tendrá que cambiar mañana,
así como cambio yo
en esta tierra lejana.

Coro :Cambia, todo cambia
cambia, todo cambia
Cambia, todo cambia
cambia, todo cambia.

Pero no cambia mi amor
por más lejos que me encuentre,
ni el recuerdo, ni el dolor
de mi pueblo y de mi gente.

Y lo que cambió ayer
tendrá que cambiar mañana,
así como cambio yo
en esta tierra lejana.

Coro :Cambia, todo cambia
cambia, todo cambia
Cambia, todo cambia
cambia, todo cambia.


Volver a los diecisiete
(Violeta Parra)

Volver a los diecisiete
después de vivir un siglo
es como descifrar signos
sin ser sabio competente,
volver a ser de repente
tan frágil como un segundo,
volver a sentir profundo
como un niño frente a Dios,
eso es lo que siento yo
en este instante fecundo.

Se va enredando, enredando,
como en el muro la hiedra,
y va brotando, brotando,
como el musguito en la piedra.
Ay si si si.

Mi paso retrocedido
cuando el de ustedes avanza,
el arco de las alianzas
ha penetrado en mi nido,
con todo su colorido
se ha paseado por mis venas
y hasta las duras cadenas
con que nos ata el destino
es como un diamante fino
que alumbra mi alma serena.

Lo que puede el sentimiento
no lo ha podido el saber,
ni el mas claro proceder
ni el más ancho pensamiento,
todo lo cambia el momento
cual mago condescendiente,
nos aleja dulcemente
de rencores y violencias,
sólo el amor con su ciencia
nos vuelve tan inocentes.

El amor es torbellino
de pureza original,
hasta el feroz animal
susurra su dulce trino,
detiene a los peregrinos,
libera a los prisioneros,
el amor con sus esmeros
al viejo lo vuelve niño
y al malo solo el cariño
lo vuelve puro y sincero.

De par en par la ventana
se abrió como por encanto,
entró el amor con su manto
como una tibia mañana,
al son de su bella diana
hizo brotar el jazmln,
volando cual serafín
al cielo le puso aretes
y mis años en diecisiete
los convirtió el querubín.


He soñado en un sueño
(I dream'd in a dream)
(Walt Whitman)

He soñado en un sueño y veía una ciudad invencible bajo
los ataques de todo el resto de la tierra,
He soñado que ésta era la nueva ciudad de los amigos,
Nada era allí tan grande como la virtud del sólido amor,
que primaba sobre el resto,
Esto se comprobaba a cada hora en los actos de los hombres
de aquella ciudad,
Y en todas sus miradas y palabras.


¡Oh capitán, mi capitán!...
(Walt Whitman)

¡Oh Capitán, mi Capitán!
Terminó nuestro espantoso viaje,
El navío ha salvado todos los escollos,
Hemos ganado el codiciado premio,
Ya llegamos a puerto, ya oigo las campanas, ya el
pueblo acude gozoso,
Los ojos siguen la firme quilla del navío resuelto y audaz,
Mas ¡oh corazón, corazón, corazón!
¡Oh rojas gotas sangrantes!
Mirad, mi Capitán en la cubierta
Yace muerto y frío.
¡Oh Capitán, mi Capitán!
Levántate y escucha las campanas,
Levántate, para ti flamea la bandera,
para ti suena el clarín,
Para ti los ramilletes y guirnaldas engalanadas,
para tí la multitud se agolpa en la playa,
A tí llama la gente del pueblo,
a tí vuelven sus rostros anhelantes,
¡Oh Capitán, padre querido!
¡Que tu cabeza descanse en mi brazo!
Esto es sólo un sueño: en la cubierta
Yaces muerto y frío.
Mi Capitán no responde,
sus labios están pálidos e inmóviles,
Mi padre no siente mi brazo, no tiene pulso, ni voluntad,
El navío ha anclado sano y salvo;
Nuestro viaje, acabado y concluido,
Del horrible viaje el navío victorioso llega con su trofeo,
¡Exultad, Oh playas, y sonad, Oh campanas!
Más yo con pasos fúnebres,
Recorreré la cubierta donde mi Capitán
Yace muerto y frío.


Porque escribí
(Enrique Lihn)

Ahora que quizás, en un año de calma,
piense: la poesía me sirvió para esto:
no pude ser feliz, ello me fue negado,
pero escribí.
Escribí: fui la víctima
de la mendicidad y el orgullo mezclados
y ajusticié también a unos pocos lectores;
tendía la mano en puertas que nunca, nunca he visto;
una muchacha cayó, en otro mundo, a mis pies.

Pero escribí: tuve esta rara certeza,
la ilusión de tener el mundo entre las manos
-¡qué ilusión más perfecta! como un cristo barroco
con toda su crueldad innecesaria-.
Escribí, mi escritura fue como la maleza
de flores ácimas pero flores en fin,
el pan de cada día de las tierras eriazas:
una caparazón de espinas y raíces.
De la vida tomé todas estas palabras
como un niño oropel, guijarros junto al río:
las cosas de una magia, perfectamente inútiles
pero que siempre vuelven a renovar su encanto.

La especie de locura con que vuela un anciano
detrás de las palomas imitándolas
me fue dada en lugar de servir para algo.
Me condené escribiendo a que todos dudaran
de mi existencia real
(días de mi escritura, solar del extranjero).
Todos los que sirvieron y los que fueron servidos
digo que pasarán porque escribí
y hacerlo significa trabajar con la muerte
codo a codo, robarle unos cuantos secretos.

En su origen el río es una veta de agua
-allí, por un momento, siquiera, en esa altura-
luego, al final, un mar que nadie ve
de los que están braceándose la vida.
Porque escribí fui un odio vergonzante,
pero el mar forma parte de mi escritura misma:
línea de la rompiente en que un verso se espuma
yo puedo reiterar la poesía.

Estuve enfermo, sin lugar a dudas
y no sólo de insomnio,
también de ideas fijas que me hicieron leer
con obscena atención a unos cuantos psicólogos,
pero escribí y el crimen fue menor,
lo pagué verso a verso hasta escribirlo,
porque de la palabra que se ajusta al abismo
surge un poco de oscura inteligencia
y a esa luz muchos monstruos no son ajusticiados.

Porque escribí no estuve en casa del verdugo
ni me dejé llevar por el amor a Dios
ni acepté que los hombres fueran dioses
ni me hice desear como escribiente
ni la pobreza me pareció atroz
ni el poder una cosa deseable
ni me lavé ni me ensucié las manos
ni fueron vírgenes mis mejores amigas
ni tuve como amigo a un fariseo
ni a pesar de la cólera
quise desbaratar a mi enemigo.

Pero escribí y me muero por mi cuenta,
porque escribí porque escribí estoy vivo.


Soliloquio del individuo
(Nicanor Parra)
Yo soy el Individuo.
Primero viví en una roca
(allí grabé algunas figuras).
Luego busqué un lugar más apropiado.
Yo soy el Individuo.
Primero tuve que procurarme alimentos,
buscar peces, pájaros, buscar leña
(ya me preocuparía de los demás asuntos).
Hacer una fogata,
leña, leña, dónde encontrar un poco de leña,
algo de leña para hacer una fogata,
yo soy el Individuo.
Al mismo tiempo me pregunté,
fui a un abismo lleno de aire;
me respondió una voz:
yo soy el Individuo.
Después traté de cambiarme a otra roca,
allí también grabé figuras,
grabé un río, búfalos,
grabé una serpiente,
yo soy el Individuo.
Pero no. Me aburrí de las cosas que hacía,
el fuego me molestaba,
quería ver más,
yo soy el Individuo.
Bajé a un valle regado por un río,
allí encontré lo que necesitaba,
encontré un pueblo salvaje,
una tribu,
yo soy el Individuo.
Vi que allí se hacían algunas cosas,
figuras grababan en las rocas,
hacían fuego, ¡también hacían fuego!,
yo soy el Individuo.
Me preguntaron que de dónde venía.
Contesté que sí, que no tenía planes determinados,
contesté que no, que de ahí en adelante.
Bien.
Tomé entonces un trozo de piedra que encontré en un río
y empecé a trabajar con ella,
empecé a pulirla,
de ella hice una parte de mi propia vida.
Pero esto es demasiado largo.
Corté unos árboles para navegar,
buscaba peces,
buscaba diferentes cosas
(yo soy el Individuo).
Hasta que me empecé a aburrir nuevamente.
Las tempestades aburren,
los truenos, los relámpagos,
yo soy el individuo.
Bien. Me puse a pensar un poco,
preguntas estúpidas se me venían a la cabeza,
falsos problemas.
Entonces empecé a vagar por unos bosques.
Llegué a un árbol y a otro árbol,
llegué a una fuente,
a una fosa en que se veían algunas ratas:
aquí vengo yo, dije entonces,
¿habéis visto por aquí una tribu,
un pueblo salvaje que hace fuego?
De este modo me desplacé hacia el oeste
acompañado por otros seres,
o más bien solo.
Para ver hay que creer, me decían,
yo soy el Individuo.
Formas veía en la oscuridad,
nubes tal vez,
tal vez veía nubes, veía relámpagos;
a todo esto habían pasado ya varios días,
yo me sentía morir;
inventé unas máquinas,
construí relojes,
armas, vehículos,
yo soy el Individuo.
Apenas tenía tiempo para enterrar a mis muertos,
apenas tenía tiempo para sembrar,
yo soy el Individuo.
Años más tarde concebí unas cosas,
unas formas,
crucé las fronteras
y permanecí fijo en una especie de nicho,
en una barca que navegó cuarenta días,
cuarenta noches,
yo soy el Individuo.
Luego vinieron unas sequías,
vinieron unas guerras,
tipos de color entraron al valle,
pero yo debía seguir adelante,
debía producir.
Produje ciencia, verdades inmutables,
produje tanagras,
di a luz libros de miles de páginas,
se me hinchó la cara,
construí un fonógrafo,
la máquina de coser,
empezaron a aparecer los primeros automóviles,
yo soy el Individuo.
Alguien segregaba planetas,
¡árboles segregaba!,
pero yo segregaba herramientas,
muebles, útiles de escritorio,
yo soy el Individuo.
Se construyeron también ciudades,
rutas,
instituciones religiosas pasaron de moda,
buscaban dicha, buscaban felicidad,
yo soy el Individuo.
Después me dediqué mejor a viajar,
a practicar, a practicar idiomas,
idiomas,
yo soy el Individuo.
Miré por una cerradura,
sí, miré, qué digo, miré,
para salir de la duda miré,
detrás de unas cortinas,
yo soy el Individuo.

Bien.
Mejor es tal vez que vuelva a ese valle,
a esa roca que me sirvió de hogar,
y empiece a grabar de nuevo,
de atrás para adelante grabar
el mundo al revés.
Pero no: la vida no tiene sentido.


Poema del padre
(Héctor Gagliardi)
(recitado por Paco Stanley)

Oye negra, ¿Te puedo hablar?
ya los chicos se han dormido
Asi que, así que deja el tejido que después te equivocas

Hoy te quiero preguntar
Por qué motivo las madres amenazan a sus hijos
Con ese estribillo fijo de ¡Ah, cuando venga tu padre!

Y con tu padre de aquí y con tu padre de allá
Resulta de que al final al verme llegar a mí
Lo ven entrar a Caín y escapan por todos lados
Y yo, que vengo cansado de trabajar todo el día
recibo de bienvenida una lista de acusados

Tú empiezas con tus quejas y yo tengo que enojarme
Igual que hacía mi padre al escuchar a mi vieja
Entraba a fruncir la ceja apoyando a ese fiscal
Que en medio del temporal se erigía en defensora
Lo mismo que tú ahora que siempre me dejas mal

Si los perdono, ¡que ejemplo! ¡es así como los educas!
Si los castigo, ¡eres bruto! ¡no tienes sentimientos!

A mí, a mí que llegué contento
y no tuve más remedio
que poner cara de serio
Y escuchar tu letanía

A mí, a mí que me paso el día
pensando en jugar con ellos
yo sueño en llegar a casa y olvidarme felizmente del trabajo
de la gente y de todo lo que pasa

Los hijos son la esperanza
y el porqué de nuestras vidas

Por eso nunca les digas ¡ah, cuando venga tu padre!

No quiero encontrar culpables
quiero encontrar alegría
que no me pongas de escudo como lo hacía mi madre
que consiguió que a mi padre lo imaginara un verdugo

El llegaba y te aseguro que se acababan las risas
Y en lugar de una caricia o hablarle como a un amigo
lo miraba compungido presintiendo una paliza
y el pobre que me entendía, sacudiendo la cabeza
escuchaba con tristeza lo que mi madre decía
Y que él, y que él de sobra sabía

Que con éste no se puede,
que me pinta las paredes
que trajo las suelas rotas,
que la calle, la pelota
que me saca canas verdes
¡a la cama sin cenar! Aburrido me ordenaba
mi madre me consolaba y yo, yo lo culpaba a él
a él que había llegado recién de trabajar, cansado
y ya lo había yo amargado con todas mis travesuras

Los hijos nunca analizan el sentimiento del padre
porque el brillo de la madre es tan fuerte que lo eclipsa
sólo le hacemos justicia cuando nos toca vivir
a nosotros su problema

ay!, si mi padre viviera ¡que recién lo comprendi!
Y porque nunca me dijo lo mucho que me quería
Si hoy yo sé cuanto sufría al ver enfermo a su hijo
Porque me miraba fijo el primer pantalón largo
Y sé, y sé que, hasta me habrá besado cuando yo
estaba dormido

Hoy que todo lo comprendo
Por qué no estás a mi lado
Porqué no estás ahora para besarte bien fuerte Viejo lindo
Y ofrecerte mi cariño a todas horas
Ves a tu hijo que llora, pero llora con razón!
Porque te pide perdón pensando en aquellos días
En que ciego no veía que eras puro corazón
Déjame negra! que llore! es tan lindo desahogarse!

En fin, veamos… veamos que hacen nuestros
Futuros señores.
Mira esos pantalones
Tápale un poco a la nena
Si, si ya sé, no me lo digas
Hoy se fué a la calle sola
Acuéstate rezongona,
mañana…
mañana será otro día.


Poema a la madre
(recitado por Paco Stanley)
Yo fui medio consentido,
por ser el hijo menor..
Y ya mi hermano el mayor,
me llamaba ¡el preferido...!
razones habrá tenido...
que cuando me perseguia
detrás de ella me ponia

y ya estaba defendido...
si mi padre me mandaba a la cama sin cenar
la veia aparecer....haciéndose la enojada
y a escondidas me pasaba
la parte mia en un plato..
¡ y a la próxima te mato...!
me decia y lagrimeaba...
Aquel delantal mojado de lavar en la pileta
que retorcia tan inquieta
porque alguno habia avisado

que su hijo se habia peleado con otro chico
en la esquina.

Y al rato yo aparecia con un ojo amoratado...
me acuerdo lo que sintió
la vez del pantalón largo
fue un momento muy amargo..
me miraba....me tocó y decia...
cómo creció.....si ayer lo hacia dormido...
y al quererse sonreir....el llanto la traicionó
Igual que muchos crei que sabia demasiado.
por unos labios pintados del lado de ella me fui
y aquel dia en que volví
arruinado y amargado...
en vez de dejarme a un lado
se puso a rezar por mi..

Cómo castiga la vida..
cómo traiciona la gente
cómo se dobla la frente
por un plato de comida...
No hay uno que no te pida su parte por un favor,
y se calcula el valor que pueda tener tu herida.

Solo ella....ella comprende el dolor de tu mirada,
porque su vista cansada desde niño nos entiende.

Solo ella te defiende porque eres su misma sangre
y solo te da una madre,
la amistad que no se vende.

Yo queria hacerle versos, como ella los merecia
los empecé tantas veces...

y no salgo del comienzo.
Es que a una madre...
es que a una madre yo pienso..
qué, qué se le puede escribir..
sólo se puede decir...
en la ternura..
en la ternura de un beso....


Para mis hijos
(recitado por Paco Stanley)

Si, para mis hijos todo mi tiempo
mi amor y mis sentidos
todos los trucos, mi amor
y mi conciencia
todos los sueños y toda mi presencia
para mis hijos
si, para mis hijos
todos mis callos y todos mis delitos
todas mis horas y todo lo infinito
mis necedades, tesón y requisitos
para mis hijos
no quiero adversidades
los quiero claros, sinceros y gigantes
para mis hijos
no quiero enemistades
los quiero gratos
sonrientes y brillantes
para mis hijos
no quiero oscuridades,
los quiero listos, precisos y pensantes
para mis hijos
no quiero ser sobrante
los quiero buenos, humanos y triunfantes
para mis hijos
si, para mis hijos
házme brillante, genial y muy
paciente, házme preciso,
jovial e inteligente
házme un buen padre alegre y eficiente.


Amigos
(recitado por Paco Stanley)

A los amigos se les cuenta
como a los dedos de las manos
uno por uno va la cuenta
y nunca más de diez pasamos.

A los amigos por amigos
en todo trance les contamos
por eso amigos más que amigos
se les percibe como hermanos.

A los amigos en sus pasos
no se les juzgan sus defectos
se les consuela en sus fracasos
y se comparten sus aciertos.

A los amigos se les quiere
sólo por ser nuestros amigos
cuando no cuenta lo que tiene
o lo que tuvo y ha perdido.

A los amigos les debemos
parte importante de la vida
pues nos afianzan sus afectos
cuando amenaza la caída.

A los amigos por amigos
saberse serlo no hace falta
no es necesario ni decirlo
ellos lo saben y eso basta.

A los amigos en sus pasos
no se les juzgan sus defectos
se les consuela en sus fracasos
y se comparten sus aciertos.

Por los amigos mis amigos
Porque un amigo es una gracia
Por ser mi amigo fiel, amigo
sólo por eso amigo ..... gracias.


Es el amor
(recitado por Paco Stanley)

No es el poder, ni la fama
ni el dinero, es el amor;
el sentimiento intenso
que nos salva del olvido.
Es el amor, con su fuerza
y con su magia quien
en forma perenne deja huella
en los que te han querido.
Sereno y tierno
es el amor por una madre,
profundo y respetuoso
es el del padre,
preocupante e intenso
el de los hijos,
y el amor explosivo y delirante
por la mujer que despierta
la pasión profunda, desgastante
que oprime el corazón
y altera los sentidos.
Pero en la forma que el amor se torne
siempre ha sido
al final como al principio
El sentimiento intenso
que nos salva del olvido.


El último rayo de sol
(Salvatore Quasimodo)
Cada uno está solo en el corazón de la tierra
atravesado por un rayo de sol:
y de pronto es de noche.


En vida hermano, en vida
(Madre Teresa de Calcuta)

Si quieres hacer feliz a alguien que quieres mucho, sé bueno en vida hermano, en vida.
Si deseas decir te quiero a la gente de tu casa, al amigo, cerca o lejos... en vida hermano, en vida.
Si deseas dar una flor, no esperes a que se mueran, mándala hoy con amor... en vida hermano, en vida.
No esperes a que se muera la gente para quererla, para hacer sentir tu afecto, en vida hermano, en vida.
Serás muy feliz si aprendes a hacer felices a todos los que conozcas... en vida hermano, en vida.
No visites panteones, ni llenes tumbas de flores, llena de amor corazones.
Si uno ama, debiera mostrar que ama. Ahora. En vida hermano, en vida.


La vida
(Madre Teresa de Calcuta)

La vida es una oportunidad, aprovéchala.
La vida es un sueño, hazlo realidad.
La vida es un reto, afróntalo.
La vida es un deber, cúmplelo.
La vida es un juego, juégalo.
La vida es preciosa, cuídala.
La vida es riqueza, consérvala.
La vida es amor, gózalo.
La vida es misterio, devélalo.
La vida es promesa, cúmplela.
La vida es tristeza, supérala.
La vida es combate, acéptalo.
La vida es tragedia, dómala.
La vida es felicidad, merécela.
La vida es la vida: defiéndela.


¿Cuál es...?
(Madre Teresa de Calcuta)

El día más bello?... hoy.
La cosa más fácil?... equivocarse.
El obstáculo más grande?... el miedo.
El error mayor?... abandonarse.
La raíz de todos los males?... el egoísmo.
La distracción más bella?... el trabajo.
La peor derrota?... el desaliento.
Los mejores profesores?... los niños.
La primera necesidad?... comunicarse.
Lo que hace más feliz?... ser útil a los demás.
El misterio más grande?... la muerte.
El peor defecto?... el mal humor.
La persona más peligrosa?... la mentira.
El sentimiento más ruin?... el rencor.
El regalo más bello?... el perdón.
Lo más imprescindible?... el hogar.
La ruta más rápida?... el camino correcto.
La sensación más agradable?... la paz interior.
El resguardo más eficaz?... la sonrisa.
El mejor remedio?... el optimismo.


Oda a la alegría
(Friedrich von Schiller)

Alegría, Luz Divina,
del Elíseo dulce lar,
inflamados alleguemos
Diosa, a tu celeste altar.

Une otra vez tu magia
a quienes separó el rigor.
Fraterniza el orbe entero
de tus alas al calor.

A quien el azar ha dado
verdadera amistad,
quien consorte dulce halla,
ha sin par felicidad.

En la redondez terrena
suya un alma invocar!
A quien no le fuera dado
sumiríase en pesar!.

En el seno de Natura
alegría liba el ser,
su florida vía siguen
males, bienes, por doquier.

Besos, vides, fiel amigo
hasta el morir nos dio;
el deleite, a los gusanos;
y al querube, un gran Dios.

Cual los soles en su vía
magna, juntos! oh! marchad!
y como héroes disfrutad
dicha, triunfos y felicidad!.

Abrazaos, oh! millones!
Beso de la Humanidad!
Brinda celestial bondad
Padre a tu séquito sin par.

Os postráis, oh! juntos
Ante el Creador Eterno
Busca en el azur, y reina
Sobre el plano etéreo.


Papá olvida
(W. Livingston Larned)

Escucha, hijo: voy a decirte esto mientras duermes, una manecita metida bajo la mejilla y los rubios rizos pegados a tu frente humedecida.
He entrado solo a tu cuarto. Hace unos minutos, mientras leía mi diario en la biblioteca, sentí una ola de remordimiento que me ahogaba. Culpable, vine junto a tu cama.
Esto es lo que pensaba, hijo: me enojé contigo.
Te regañe cuando te vestías para ir a la escuela, porque apenas te mojaste la cara con una toalla.
Te regañé porque no te limpiaste los zapatos. Te grité porque dejaste caer algo al suelo.
Durante el desayuno te regañé también. Volcaste las cosas. Tragaste la comida sin cuidado.
Pusiste los codos sobre la mesa. Untaste demasiado el pan con la mantequilla. Y cuando te ibas a jugar y yo salía a tomar el tren, te volviste y me saludaste con la mano y dijiste: "¡Adiós, papito!" y yo fruncí el entrecejo y te respondí: "¡Ten erguidos los hombros!".
Al caer la tarde todo empezó de nuevo. Al acercarme a casa te vi, de rodillas, jugando en la calle. Tenías agujeros en las medias. Te humillé ante tus amiguitos al hacerte marchar a casa delante de mí.
Las medias son caras, y si tuvieras que comprarlas tú, serías más cuidadoso. Pensar, hijo, que un padre diga eso.
¿Recuerdas, más tarde, cuando yo leía en la biblioteca y entraste tímidamente, con una mirada de perseguido?. Cuando levanté la vista del diario, impaciente por la interrupción, vacilaste en la puerta.
"¿Qué quieres ahora?", te dije bruscamente.
Nada respondiste, pero te lanzaste en tempestuosa carrera y me echaste los brazos al cuello y me besaste, y tus bracitos me apretaron con un cariño que Dios había hecho florecer en tu corazón y que ni aun el descuido ajeno puede agostar.
Y luego te fuiste a dormir, con breves pasitos ruidosos por la escalera.
Bien, hijo: poco después fue cuando se me cayó el diario de las manos y entró en mí un terrible temor. ¿Qué estaba haciendo de mí la costumbre?.
La costumbre de encontrar defectos, de reprender; ésta era mi recompensa a ti por ser un niño. No era que yo no te amara; era que esperaba demasiado de ti. Y medía según la vara de mis años maduros.
Y hay tanto de bueno y de bello y de recto en tu carácter. Ese corazoncito tuyo es grande como el sol que nace entre las colinas.
Así lo demostraste con tu espontáneo impulso de correr a besarme esta noche. Nada más que eso importa esta noche, hijo. He llegado hasta tu camita en la oscuridad, y me he arrodillado, lleno de vergüenza.
Es una pobre explicación; sé que no comprenderías estas cosas si te las dijera cuando estás despierto.
Pero mañana seré un verdadero papito. Seré tu compañero, y sufriré cuando sufras, y reiré cuando rías. Me morderé la lengua cuando esté por pronunciar palabras impacientes. No haré más que decirme, como si fuera un ritual: "No es más que un niño, un niño pequeñito".
Temo haberte imaginado hombre.
Pero al verte ahora, hijo, acurrucado, fatigado en tu camita, veo que eres un bebé todavía. Ayer estabas en los brazos de tu madre, con la cabeza en su hombro.
He pedido demasiado, demasiado…


Donde nunca jamás se lo imaginan
(Eliseo Diego)

Entonces ya es seguro que estás muerto
No volveremos otra vez a verte
Jugar con el aliento de los hartos
Al escribir como al desgano: Che,
Sobre el dinero
Entre leyendas
Viniste brevemente a nuestro día
Para después marcharte entre leyendas.
Cruzabas en la sombra, rápido
Filo sediento de relámpago,
Y el miedo iba a tronar donde no estabas.
Luego, es verdad, la boina seria
Y el tabaco risueño, nos creímos
-y tú sabrás, si cabe, perdonarlo-
que te quedabas ya para semilla
de cosas y de años.
Hoy nos dicen
Que estás muerto de veras, que te tienen
Al fin donde querían
Se equivocan
Más que nosotros figurándose
Que eres un torso de absoluto mármol
Quieto en la historia, donde todos
Puedan hallarte.
Cuando tú
No fuiste nunca sino el fuego,
Sino la luz, el aire,
Sino la libertad americana
Soplando donde quiere, donde nunca
Jamás se lo imaginan, Che Guevara


Himno a la materia
(Pierre Teilhard de Chardin)

Bendita seas tú, áspera materia, gleba estéril, dura roca, tú que no cedes más que a la violencia y nos obligas a trabajar si queremos comer.
Bendita seas, peligrosa materia, mar violenta, indomable pasión, tú que nos devoras si no te encadenamos.
Benditas seas, poderosa materia, evolución irresistible, realidad siempre naciente, tú que haces estallar en cada momento nuestros esquemas y nos obligas a buscar cada vez más lejos la verdad.
Bendita seas, universal materia, duración sin límites, éter sin orillas, triple abismo de las estrellas, de los átomos y de las generaciones, tú que desbordas y disuelves nuestras estrechas medidas y nos revelas las dimensiones de Dios.
Bendita seas, materia mortal, tú que, disociándote un día en nosotros, nos introducirás, por fuerza, en el corazón mismo de lo que es.
Sin ti, materia, sin tus ataques, sin tus arranques, viviríamos inertes, estancados, pueriles, ignorantes de nosotros mismo y de Dios.
Tú que castigas y que curas, tú que resistes y que cedes, tú que trastruecas y que construyes, tú que encadenas y que liberas, savia de nuestras almas, mano de Dios, carne de Cristo, materia, yo te bendigo.
Yo te bendigo, materia, y te saludo, no como te describen, reducida o desfigurada, los pontífices de la ciencia y los predicadores de la virtud, un amasijo, dicen de fuerzas brutales o de bajos apetitos, sino como te me apareces hoy, en tu totalidad y tu verdad.
Te saludo, inagotable capacidad de ser y de transformación en donde germina y crece la sustancia elegida.
Te saludo, potencia universal de acercamiento y de unión mediante la cual se entrelaza la muchedumbre de las mónadas y en la que todas convergen en el camino del espíritu.
Te saludo, fuente armoniosa de las almas, cristal límpido de donde ha surgido la nueva Jerusalén. Te saludo, medio divino, cargado de poder creador, océano agitado por el espíritu, arcilla amasada y animada por el verbo encarnado.
Tú, materia, reinas en las serenas alturas en las que los santos se imaginan haberte dejado a un lado; carne tan transparente y tan móvil que ya no te distinguimos de un espíritu.
¡Arrebátanos, oh, materia, allá arriba, mediante el esfuerzo, la separación y la muerte; arrebátame allí en donde al fin sea posible abrazar castamente al universo.

No hay comentarios:

INICIATIVA DE DIFUSION PARA MOTIVAR PROPUESTA DE VACUNACION CONTRA VIRUS VPH (prevenir es mejor, y mas barato, que curar)

Las cepas 16 y 18 del VPH (Virus del Papiloma Humano) son las principales causantes del cáncer cérvicouterino en mujeres.
Contribuyamos en difundir y motivar para que se genere una propuesta de protección de nuestra hijas y las futuras generaciones, mediante un plan o programa de vacunación contra el virus VPH, para todas nuestras niñas y jovencitas antes que comiencen su vida sexual activa. Es seguramente, mas económico y lógico invertir en prevención (protección de la vida y economía familiar) que gastar en costosas terapias (cirugías, radioterapias y/o quimioterapias) para intentar la recuperación de un cáncer cérvicouterino ya desarrollado, y que muchas veces, termina con la vida de mujeres jóvenes y activas, quienes con información y prevención (3 vacunas contra VPH y/o pruebas de Papanicolaou) podrían haber vivido mucho mas junto a sus familias y seres queridos. Para mas información al respecto, y sobre lo que esta haciendo la Secretaría de Salud del Distrito Federal de México, sugiero revisar el siguiente enlace: Campaña de Vacunación contra el Virus del Papiloma Humano. También, sugiero ver el siguiente enlace: Programa Nacional de Cáncer Cervicouterino

Por otro lado, los hombres debemos hacernos el exámen de próstata, para así, prevenir o tratar a tiempo un posible cáncer de próstata.



INICIATIVAS POR MAYOR IGUALDAD DE GENERO (por una mayor dignidad y valoración de la mujer).
Contribuyamos en difundir y motivar, especialmente en los niños y niñas, una mayor igualdad de género y así lograremos ir de a poco desterrando el machismo encubierto en nuestra cultura cotidiana. Para motivar cambios culturales tendientes a una mayor igualdad de género, primero debemos comenzar por tomar conciencia de algunos hábitos socioculturales; y luego difundir y sugerir cambios, tales como, por ejemplo:
-Cambiar la mal llamada actividad "Dueña de Casa" (en el campo se le llama también "La Patrona", como si fuera solo una "propietaria" que no hace nada) por "Trabajadora del Hogar".
-Cambiar el mal llamado "Centro de Padres y Apoderados" por "Centro de Apoderadas y Apoderados".
-Cambiar el mal llamado "Dia del Niño" por "Dia de los Niños y Niñas" (considerar que la Asamblea General de la ONU designó el día 11 de Octubre, a partir de 2012, como el Día Internacional de la Niña).
-Sueldos similares para actividades o cargos de igual responsabilidad.
-Mayor protección de la mujer temporera y madres solteras. Mayor y mejor protección social para la mujeres en situación de maltrato y vulnerabilidad. Mas educación y capacitación para la vida y el trabajo de las mujeres (por ejemplo: educación cívica, legislación laboral, primeros auxilios y talleres de artes y oficios).



CONVOCATORIA A HACER REALIDAD UN NEGRETE MEJOR PARA TODOS Y CADA UNO DE LOS HIJOS DE NUESTRA QUERIDA Y HERMOSA COMUNA (si creemos entonces podemos lograrlo):
Los convoco a sufragar a todos y especialmente a los jóvenes y adultos que aun sueñan en un mundo mejor para sus hijos, que con su energía vital soñadora y revolucionaria, quieren y podrán, unidos con esa fuerza y confianza, cambiar positivamente nuestra realidad. Tu voto es muy importante y muy necesario para cambiar o transformar en realidad el sueño ideal de un NEGRETE MEJOR para todos y cada uno de sus hijos.
CREO EN TI: CONTIGO, UN NEGRETE MEJOR, ES POSIBLE.



ABRAMOS LOS OJOS, ABRAMOS EL CORAZON.

"OJO": Será elegido alcalde el candidato que obtenga mas votos, es decir, un alcalde es electo por mayoría simple; y no por binominal, pues el sistema binominal se usa solo para las elecciones de parlamentarios.

Sin embargo, lo mas importante es que creas en ti, pues asi podras lograr lo que te propongas con tu talento mas esfuerzo y con la cooperacion social solidaria cumpliras tus metas y objetivos en la vida, porque la confianza y la unidad son la fuerza creadora, cohesionadora y desarrolladora que esta en cada uno de nosotros, y asi haremos grande a nuestra querida comuna de Negrete.

Mas poder para la gente (MPG), esa es la cuestión: mas y mejor educación y cultura, mas y mejor salud y deportes, mas y mejor trabajo y capacitación, mas y mejor transparencia y probidad, mas y mejor protección o cuidado del medio ambiente; y mas y mejor seguridad o protección social. (Son los titulares de mis 6 propuestas que se corresponden con cada uno de los 6 escalones o peldaños de la "Escalera de la Promoción o Desarrollo Social", símbolo que aparecerá en el voto, que publicitariamente intento significar: "Vote * Victoriano a la Victoria").

Despertemos, abramos los ojos, creamos mas en nosotros mismos, sin dejarnos impresionar con tantas promesas mesianicas, y votemos no por dadivas cohecheras e ilusorias, sino mas bien votemos en conciencia, sin odio, sin violencia, con confianza y esperanzas en un Negrete mejor y mas humano para su gente y las futuras generaciones (No botes tu voto, pues eres y es muy importante).

¡¡¡ Viva Internet Gratis !!! (Medio de Comunicacion y Biblioteca Virtual RAE): pues las redes de Internet gratuitas (WiFi Negrete o Negrete WiFi), y ojala un servicio de calidad, son un medio de comunicacion abierto y de informacion multimedial (biblioteca virtual) para los ciudadanos. Internet es una red poderosa que coopera con "abrir los ojos" a la gente, para así tener mayor acceso al conocimiento libre, la prensa, las comunicaciones y a la infomacion publica, contribuyendo con una mejor democracia local, mas transparente, mas participativa, en fin, otorga mas poder a la gente.



"CREO EN TI, si CREES EN MI entonces HAZME LA CRUZ Y SERE TU ALCALDE"

"EN BOCA DE TODOS, VICTORIANO SAEZ: ALCALDE" ("En boca de todos, dice la gente: Victoriano Sáez, Alcalde, vamos todos a la victoria, con fuerza se siente")
Ver reportaje o nota periodistica (en Teletrece y En Boca de Todos de Canal 13, donde la periodista Carolina Urrejola, con entusiasmo, comenta: "Si yo viviera en Negrete, votaría encantada por don Victoriano", ante lo cual el priodista Iván Valenzuela dice: "Yo también") sobre mi participación como candidato a Concejal en las elecciones municipales 2008, haciendo clic en el siguiente enlace: TVNegrete.tk



"PROTECCION DEL MEDIO AMBIENTE, RECICLAJE Y ENERGIAS RENOVABLES"


"ENSEÑAR A PESCAR ES MEJOR QUE DAR PESCADO"

"DEJAR SUBIR A LA MONTAÑA EN VEZ DE CHAQUETEAR"

"UNIDAD Y TOLERANCIA EN LA DIVERSIDAD"

"NO A PROMESAS MESIANICAS NI A DADIVAS COHECHERAS"

Diorama Parlamento Negrete 1793


Fuente: El diario de Concepción

¿Cómo funciona mi Internet?

¿Cómo funciona mi Internet?
Inédita medición de banda ancha en hogares (reportaje en Canal13)